Logotipo EPF-FEPEl 29 Congreso Anual de la Federación Europea de Psicoanálisis (FEP) se celebró en Berlín (Alemania) del 17 al 20 de marzo de 2016. El tema fue ¿Autoridad? Un tema de gran calado en la actualidad y que ha tenido en este congreso un amplio recorrido con la exploración de las perspectivas sociológicas, filosóficas, educativas, éticas y políticas para centrarse en la autoridad psicoanalítica en sus distintos aspectos: autoridad clínica, autoridad de la transferencia, autoridad de las teorías y autoridad en las instituciones psicoanalíticas.

En diversas ponencias e intervenciones ha estado presente como telón de fondo la historia reciente de la ciudad de Berlín y de Alemania con profundas connotaciones emocionales. Así, ha sido convocada la figura de Hanna Arendt y citadas sus afirmaciones de que la autoridad no es ni el ejercicio de la fuerza, ni el de la persuasión, ni el de la argumentación; que cuando se emplea la fuerza la autoridad misma ha fracasado. Se sostiene que la autoridad no es ni el autoritarismo, ni el poder, ni el carisma y se critican todas las formas de instrumentalización del individuo, todas las formas de dominación, cualesquiera que sean (racial, religiosa, económica, sexual, etc.).

En la introducción al Congreso se aludió a la queja recurrente actual sobre la falta de autoridad como una deficiencia generalizada que afecta al comportamiento de los jóvenes, al funcionamiento de la vida social, política y económica, con el temor de que esa falta de autoridad disuelva los vínculos sociales y la estructura familiar. Está por un lado la apelación a la autoridad y la necesidad de redefinirla, y por otro son denunciados sus excesos, su omnipresencia y su ejercicio perverso. Se ha explorado especialmente la autoridad en la práctica analítica, la autoridad de la transferencia, su desarrollo en el proceso analítico tan vinculado a los lazos afectivos, la dependencia, la constitución del yo, la formación del superyó y la estructuración de la personalidad, y todo ello plasmado en los numerosos grupos de trabajos teóricos y clínicos. La autoridad específica en el marco de lo generacional se ha estudiado de forma especial en el Forum de Niños y Adolescentes. Al mismo tiempo se ha tratado de reflexionar sobre cómo funciona la autoridad dentro de las instituciones y grupos psicoanalíticos y se han planteado algunos interrogantes acerca de dónde procede la autoridad del analista: ¿de su formación teórica y clínica?, ¿de su proceso personal?, ¿del propio referente teórico adoptado?, ¿de la institución de la que forma parte?, ¿de la pertenencia a una familia analítica dentro de la institución?

Todo lo descrito nos permite afirmar que la FEP, que en este Congreso celebró los 50 años de su fundación, es una institución psicoanalítica abierta que se interesa y estudia temas actuales que nos afectan socialmente y que implican nuestras propias teorías, nuestra práctica clínica analítica y a nuestras instituciones. Como organización viva y en desarrollo, en los últimos años la FEP está teniendo un notable crecimiento por la incorporación de numerosas sociedades procedentes de los países del Este, especialmente desde 1990, a partir de la caída del muro de Berlín. Así, en la actualidad, la FEP está compuesta por 36 sociedades más 6 grupos de estudios (paso previo para constituirse como sociedad) de todos los países europeos más Australia, Israel, Líbano y la República de Sudáfrica. Otro aspecto a destacar de este desarrollo es la reciente inauguración oficial en octubre pasado de la EPF House. Ubicada en Bruselas es una casa que pertenece a todas las sociedades cuyo objetivo es desarrollar actividades científicas entre miembros de distintos paises. Sabemos lo enriquecedor que es trabajar fuera de nuestras propias sociedades y con colegas de otras bases teóricas, culturales y sociales. Es una experiencia única que nos permite aprender de nuestras diferencias, comprender las razones y los orígenes de estas diferencias y entender las consecuencias analíticas. Los grupos de trabajo pueden ser referentes a la metapsicología psicoanalítica, sobre técnica psicoanalítica, cuestiones de formación, temas relacionados con aspectos culturales (psicoanálisis, literatura, música, etc.) o temas en relación con cambios sociales (las nuevas familias, las nuevas expresiones de la sexualidad, la migración, la intolerancia social, la exclusión). El comité de la EPF House tiene también la intención de estimular la reflexión sobre temas socio-políticos como la migración, la radicalización, las rupturas socio-económicas, las nuevas parentalidades, etc.

Previo al Congreso se celebró la reunión del Council formado por los presidentes de cada una de las sociedades miembros junto con el ejecutivo, que se ocupan del estudio y organización de todas las cuestiones científicas (congresos anuales, Forums, Working Parties, Ad hoc Groups) y organizativas. La SEP estuvo representada por su presidenta Mª Valle Laguna. Asimismo, varios colegas de nuestra sociedad participaron en diversas actividades científicas e institucionales.

El próximo Congreso será del 7 al 9 de abril en La Haya (Países Bajos) con el título Lo propio y lo extraño. En 2018 se celebrará en Cracovia (Polonia) del 23 al 25 de marzo.

En este 29 Congreso Anual tuvo una especial relevancia el homenaje que la FEP le rindió a Terttu Eskelinen de Folch, miembro de nuestra sociedad. Periódicamente la Federación Europea de Psicoanálisis rinde homenaje a analistas destacados tanto por su labor profesional como por su dedicación a la difusión del psicoanálisis a través de sus sociedades e instituciones. En el acto de clausura, el presidente saliente Serge Frisch señaló que en esta oportunidad, el comité ejecutivo de la Federación decidió homenajear a dos destacados miembros: Paolo Fonda y Terttu Eskelinen de Folch. En breves palabras recordó la labor de Paolo Fonda, presente en la sala, especialmente en su tarea de difundir y organizar la formación psicoanalítica en los nuevos grupos de Europa del Este. Luego destacó la tarea realizada por nuestra compañera Terttu Eskelinen como promotora del pensamiento psicoanalítico por diferentes países de Europa, trasmitiendo su experiencia en el análisis infantil. Señaló también su importante tarea como redactora del Boletín de la EPF, y su desempeño como vicepresidenta y después presidenta de la EPF. Lamentando que no estuviese presente en el Congreso, hizo entrega del diploma al expresidente de la SEP Guillermo Bodner, quien pronunció unas palabras de agradecimiento.

Mª Valle Laguna